Menu
Mato y Cospedal, ruines no… lo siguiente

Mato y Cospedal, ruines no… lo siguiente

By In Sin categoría On 15 agosto, 2014


15AGO
imageAna Mato y María Dolores de Cospedal no son las únicas dirigentes del PP que representan una ofensa continua a la verdad, a la dignidad e incluso a la democracia, pero destacan en su insistencia por insultarnos. Y no sólo a nuestra inteligencia, también a nuestra dignidad, cuando deberían tener prohibido por ley no sólo ostentar cargo público alguno, sino incluso hacer declaraciones a la prensa (tan ofensivas resultan).
Así, la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, declaró ayer en Burgos que “tiene claro desde el principio” la necesidad de respaldar a las personas dependientes y extiende las prestaciones que fija la ley cada vez a más personas.. Aseguró que en Castilla y León las prestaciones de Dependencia llegan ya al 98,5% de las personas que tienen derecho a ellas. Y siguió afirmando que la dependencia es uno de los pilares que el Gobierno quiere garantizar, junto con el empleo. Según la ministra Mato, ya hemos superado la fase de destrucción de empleo y hemos entrado en crecimiento económico con creación de puestos de trabajo, y por tanto insiste en el esfuerzo del Gobierno por conseguir la sostenibilidad de la Sanidad y la Educación, que según Ana Mato, la Fantástica, “siguen siendo públicas, gratuitas y de la máxima calidad”.
imagePero, ¿qué sucede en la realidad, lejos de los mundos paralelos de los sobres B, el confetti a gogó, el “todo pagado” y la corrupción en las estructuras más básicas de lapolítica? Vean el contrapunto amargo, siniestro, que provoca la indignación en la Castilla de la Cospedal, donde la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales ha reclamado a la familia de un niño gran dependiente fallecido en marzo de este año 2.700 euros que se le condeció para la compra de una silla moldeable. Quien lo denuncia es la Plataforma en defensa de la Ley de Dependencia en Castilla-La Mancha. En sus palabras:

“El Gobierno de Cospedal le había concedido en enero 2.700 euros como ayuda para la compra de una silla moldeable, silla que debía adquirir por indicación médica una vez el niño, Jomián, fuera intervenido quirúrgicamente para intentar salvar el único pulmón que tenía y que estaba seriamente dañado por la terrible escoliosis que padecía”.
Sin embargo, el niño murió, y el Ejecutivo de Castilla-La Mancha ha reclamado a la familia, después del fallecimiento, la cantidad concedida que la madre utilizó para la incineración del niño.
Desde InfoLibre siguen el caso, y José Luis Gómez-Ocaña, presidente de la plataforma, les explicó que en otra ocasión la Junta de Castilla denegó la prestación económica a la familia del niño a pesar de haberle reconocido el grado máximo de dependencia. En sus palabras:
La Junta le reconoció el grado máximo de dependencia, pero no se fiaba de que el dinero que le iban a dar a la madre fuera para atender al niño. La madre está trabajando en un campamento de verano de cocinera ganando algo más de 600 euros. Sabiendo la situación tremenda de la familia -integrada por otros tres hijos-, la madre utilizó el dinero para costear la incineración del niño, ya que murió antes de poder disponer de la silla”.
Mira por donde, ahora estos personajes tan siniestros del PP ya podrán añadir a la infamia de que “los parados se gastan el subsidio en comprar teles de plasma”, que también “desvían a otros usos” las ayudas que llegan tarde, y mal, de la Dependencia: para enterrar a sus hijos. Y es que para el PP ya se sabe, las personas pobres (y más si están enfermas) no son de fiar.

Leave a comment