Menu
Una historia de superación y solidaridad: Oliver realiza el Camino de Santiago con su hermano Juan Luis, en silla de ruedas

Una historia de superación y solidaridad: Oliver realiza el Camino de Santiago con su hermano Juan Luis, en silla de ruedas

By In Sin categoría On 17 febrero, 2017


»Mi nombre es Oliver y el que está a mi derecha es mi hermano Juan Luis. Juntos recorrimos los casi 800 kilómetros que separan Roncesvalles de Santiago de Compostela, con tal de hacer de este mundo un lugar más confortable e igualitario para todos, al mismo tiempo que vivimos una épica aventura que nos marcaría por el resto de nuestras vidas». Así se presentan estos dos campeones en su página web. También han compartido un emocionante vídeo en Youtube donde recogen toda su aventura, como reza la canción de fondo, »a su manera».
Oliver y Juan Luis

En Semana Santa de 2014, Oliver y su hermano Juan Luis, en silla de ruedas, vivieron su primer gran viaje: durante cinco días caminaron juntos los últimos 60 kilómetros del Camino de Santiago Francés. Su lema, »mirar siempre hacia adelante y seguir empujando», les ha acompañado siempre y esta vez querían hacer algo que significara un antes y un después en sus vidas. Además, querían causar un impacto positivo sobre la vida de otras personas e intentar hacer el mundo un poco mejor.
Oliver y Juan Luis | olivertrip.com

»Otros valientes ya se han aventurado a hacer el Camino de Santiago en silla de ruedas, pero la falta de accesibilidad en algunos tramos impedía su avance normal junto al resto de peregrinos, obligándoles a tomar rutas alternativas por carretera. Queríamos demostrar que las barreras mentales son los primeros enemigos a los que nos encontramos a la hora de emprender una idea, un proyecto o cualquier otro paso a dar en la vida. Emprendimos el camino en solitario, pero muy pronto forjaríamos una gran familia en el camino que no mostraría, una vez más, que los únicos límites que existen son los que nosotros mismos nos ponemos»

Su propósito ha sido mostrar la realidad a la que se enfrentan las personas con discapacidad y movilidad reducida. Los hermanos se pusieron en marcha y recorrieron los casi 800 kilómetros que separan Roncesvalles de Santiago de Compostela, siempre acompañados de los peregrinos que se cruzaban por el camino. Y, aunque aseguran que no son buenos caminantes, consiguieron su objetivo:
Este viaje tenía varias intenciones, entre otras, concienciar: »Lo que queremos es gente más concienciada. Queremos espacios para todos, donde cualquier ser humano, independientemente de sus capacidades, sea tenido en cuenta. Por ello, decidimos que el grueso de los fondos recaudados con esta campaña fueran destinados a la Asociación Accesibilidad para Todos ‘La ciudad accesible’, en la que mi hermano es uno de los mayores activistas en pro de los derechos humanos de las personas con discapacidad, de una sociedad más justa, de una mayor igualdad de oportunidades y de unos entornos más accesibles».
También se puede ayudar a cambio de donaciones a través de la página web. Colaborar también tiene recompensas, algo simbólico que hace a la persona partícipe de esta aventura.
Oliver y Juan Luis | olivertrip.com

Leave a comment